El sindicalismo en la Escuela Superior De Economía (ESE) del IPN

 

 

Gaspar Núñez Rodríguez

 

VIERNES 6 DE OCTUBRE DE 2023. Una fecha que quedará en el olvido en poco tiempo pero que, de acuerdo con el testimonio de participantes críticos, fue un día negro para la ESE y, según mi impresión, para todo el IPN: En las elecciones para la Delegación Sindical, se configuró un posible retorno a lo de antes.

 

Hablemos de hace aprox. entre 10 y 15. La ESE se caracterizaba, como la mayoría de las instancias del IPN (e instituciones superiores públicas del país) por ser un centro extremadamente corrompido. Típicamente la “autoridad” administrativa y la delegación sindical se encontraban dominadas por los mismos grupos corruptos de “académicos” que convirtieron a la Escuela en un centro de negocios de impresionante deshonestidad; de forma ilustrativa -no exhaustiva-, podemos mencionar los siguientes: venta de plazas y venta de horas a docentes de tiempo parcial (p.ej., por un porcentaje del cheque quincenal); cobro por exámenes a alumnos, que podía ir desde dos o tres mil pesos hasta 10 mil o más en casos jugosos; “comisión” por gestión de préstamos a profesores, que podía ir de 5 a 10 mil pesos por préstamo según la cuantía, etc.

 

Con todo, eso no es lo peor; la mayor infamia estriba en que convirtieron a la ESE en un centro de corrupción de estudiantes, p.ej., los sobornos a estudiantes consejeros para que votaran por sus candidatos a las ternas de las que salen los puestos directivos, manipulación de estudiantes para perjudicar a profesores “enemigos”, (premiando a estudiantes reprobados con calificaciones aprobatorias). Y la importancia de esto está en el dinero, como es obvio, p.ej., por un puesto administrativo del que un “académico” recibe un sobresueldo de digamos 26 mil pesos mensuales, hasta 10 mil podían ir al Director.

 

Así las cosas, hace unos 7 u 8 años, un grupo de profesores honestos y democráticos se organizó y emprendió la lucha para sanear al menos la parte sindical de la Escuela. Al tomar posesión comenzaron a desaparecer las prácticas sucias (como el cobro por la gestión de los préstamos), y a poner en práctica un sindicalismo al servicio de los derechos de los profesores, que antes era utilizado para beneficiar a los “cuates” (se sabe incluso de casos en que algún “académico” influyente llegaba a procurar una plaza u horas de docencia a una “amiga” o similar). También está el acoso sexual desde luego, principalmente de “autoridades” y profesores en contra de las alumnas.

 

LAS ELECCIONES DEL 6 DE OCTUBRE. En lo que sigue trataré de hacer una crónica que se desprende principalmente de mi propia percepción como participante en ese proceso, tal percepción lógicamente, forzosamente, incluye las opiniones y argumentos que escuché de profesores con los que tengo contacto, y cuyos nombres por razones evidentes no puedo consignar; de modo que lo escrito en este artículo es de mi exclusiva responsabilidad. En lo posible trato de aportar las evidencias a mi alcance.

 

Fueron tres las planillas que quedaron registradas para la confrontación electoral: la Planilla Guinda de los profesores democráticos, y dos planillas más, la Azul y la Oro, esta última presuntamente apoyada por las autoridades en turno como se verá adelante.

 

El primer hecho que saltó a la vista de todos, fue la decisión de la “autoridad” (Director de la ESE) de fumigar la escuela el jueves 5, día anterior a la contienda electoral. De manera que el viernes 6 día de las elecciones se generó, intencionalmente, un ambiente de confusión, alimentado por un grupo de alumnos con la pretensión de cerrar la escuela por “motivos de salud” (con el pretexto de la fumigación del día anterior); ¿Coincidencia? La opinión preponderante es que esos alumnos fueron manipulados.

 

Por otra parte hubo profesores simpatizantes de la planilla Guinda que recibieron correos con información de que no habría actividades, generándose incluso el rumor de que se suspenderían las elecciones; por el contrario, hubo “simpatizantes” (docentes coaccionados según algunas versiones) de la planilla Oro que recibieron llamadas para que fueran a votar; un dato por demás indicativo es que, de los 106 votos emitidos para la planilla Oro, 20 fueron anulados, y quedó solo con 86, aún así la planilla Oro ganó, pues la Guinda solo llegó a 76 votos, y la planilla Azul 36 (en opinión de algunos el papel de la Azul era precisamente el de restarle votos a la Guinda, hubo quienes comentaron que las autoridades y sus aliados “hicieron bien su tarea”).

 

Un caso curioso es el de un profesor que en la boleta en lugar de poner el nombre de la planilla, puso el del candidato, porque le indicaron que tenía que votar por él, ese fue uno de los 20 votos anulados.

 

El desaseo con que se llevó a cabo la dicha fumigación está demostrado en un oficio (este escribidor tiene una copia) dirigido por el Coordinador de Protección Civil a la Subdirectora Administrativa, el Coordinador después de describir la serie de irregularidades en que incurrieron las autoridades finaliza diciendo:

“… en ningún momento se me mostró la solicitud de dicho evento por parte de ningún departamento de la Escuela Superior de Economía ni contrato hecho con la empresa que se especificara el tiempo en que debería permanecer la comunidad fuera de sus áreas, ni los químicos con los que se llevaría a cabo”.

Después de las votaciones se llevó a cabo el conteo de los votos, y resultó ganadora la Planilla Oro, sin embargo, los de la Guinda interpusieron una impugnación, y la normativa indica que cuando el virtual ganador recibe su nombramiento por parte de la Sección 60 se le entregan las oficinas sindicales.

 

Sin embargo, violando dicha normativa y la mínima decencia que se tendría que observar en estos procesos, la autoridad llevó a cabo dos eventos (que no fueron los únicos) violando sin ética la autonomía y el respeto que se debe a los profesores sindicalizados:

1) El Director de la ESE tomó protesta al presunto ganador antes de que se resolviera el recurso interpuesto y antes de que la Sección 60 validara formalmente los resultados.

2) También antes de que se hiciera la entrega fromal y la toma de posesión, el presunto ganador, con el apoyo de la Subdirectora Administrativa (obviamente subordinada del Director), en un alarde de prepotencia y arbitrariedad sellaron las oficinas de la Delegación Sindical.

 

 

Lo cual se percibe como una falta de respeto a los profesores agremiados, y en particular a la delegación saliente, así como una violación a la autonomía sindical.

 

Resultaría prolijo abundar en más detalles, pero todas las opiniones y comentarios de los  votantes críticos, coinciden en concluir que existen suficientes evidencias de un contubernio entre la actual “autoridad” con la planilla Oro presuntamente ganadora, y que no sería sorprendente que comenzaran a proliferar las prácticas que, ingenuamente, habían creído erradicadas y que formaban parte del pasado.

 

No está demás recordar el papel que la 4t juega en estos escenarios: El del abandono del sector educativo. El IPN es la más importante institución de educación superior a cargo del gobierno del país, y Amlo acaba de ratificar para un segundo periodo a un Director General que no ha hecho nada para sanear ni mejorar al Instituto, es evidente que no les importa.

 

Sería, desde luego, deseable que la nueva delegación desmintiera las conclusiones de los votantes críticos antes mencionados, y que se dedicara con limpieza y transparencia a la principal tarea del sindicalismo: la defensa de los derechos de sus agremiados. El tiempo y las acciones lo dirán.

 

 

Gaspar Núñez Rodríguez

Investigador Nacional Nivel I

Dr. Cum Laude y Maestro por la UAB

Maestro por el Colegio de México

Ingeniero Agrónomo Especialista en Economía Agrícola

por la Universidad Autónoma Chapingo

Google Scholar: Gaspar Núñez Rodríguez

https://www.researchgate.net/profile/Gaspar-Nunez

@DrGasparNunez

 

 

Sobre Gaspar Núñez Rodríguez 40 artículos
Ingeniero Agrónomo Especialista en Economía Agrícola por la Universidad Autónoma Chapingo; Maestro en Economía por El Colegio de México; Doctor Cum Laude por la Universidad Autónoma de Barcelona; Investigador Nacional Nivel I por el Sistema Nacional de Investigadores.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*